La Administración Departamental lideró la segunda mesa técnica para analizar los avances en la recuperación por los daños causados por la avalancha en Campoalegre, Algeciras y Rivera.

Ante la presencia de la Subdirectora de la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, UNGRD, Graciela Ustariz, la Gobernación del Huila hizo un completo balance de lo que ha sido la primera fase de atención a los damnificados por las avalanchas del 22 de febrero, que afectaron a comunidades de Campoalegre, Rivera y Algeciras.
La secretaria de Gobierno y gobernadora encargada, Liliana Vásquez Sandoval, dijo que ha sido muy importante el trabajo realizado en los distintos niveles de gobierno, tanto Nacional apoyando al Gobierno Departamental y este a su vez en apoyo a los municipios afectados.
“Cuando hay una emergencia lo primero que se hace es atender a la comunidad y se inicia una etapa de respuesta, la cual se culminó logrando que los afectados tuvieran una vida muy aproximada a la que tenían antes de la avalancha”, señaló Vásquez Sandoval.
De este modo, a los afectados se les entregaron subsidios de arrendamiento en Campoalegre y los acueductos averiados se han rehabilitado transitoriamente.
“Igualmente se entregaron los combos de materiales para que las familias pudieran reconstruir las viviendas que se afectaron leve y moderadamente. También se hizo entrega de ayudas alimentarias entre otros kits de primera necesidad”, puntualizó Liliana Vásquez Sandoval.

Planes de acción específicos

Isabel Hernández, directora de la Oficina de Gestión del Riesgo de Desastres del Huila, señaló que esta segunda mesa atiende la segunda etapa que es de mediano y largo plazo. Consiste en la reconstrucción de toda la infraestructura afectada, además de trabajar el tema económico como la rehabilitación del sector agropecuario afectado.
“Por eso hoy están de nuevo por segunda vez en esta mesa, convocados por los Gobiernos Nacional y Departamental, unas instituciones muy importantes para sacar adelante los proyectos que van a permitir la unión de recursos para construir puentes, casas y reconstruir acueductos afectados”, destacó Hernández.
La funcionaria dijo que hay una meta hasta la semana entrante de entregar proyectos específicos que deben hacer los sectores de Agricultura, Aguas, Vivienda y Vías, representados por los distintos secretarios y asesores de las secretarías y despachos correspondientes del Gobierno Departamental.
Graciela Ustariz, subdirectora de la Unidad Nacional, señaló que están activas todas las entidades que hacen parte del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, como el Ministerio de Vivienda, que atiende la reconstrucción de viviendas que resultaron destruidas.
“Las viviendas averiadas ya se atendieron por parte de la UNGRD a través del programa Combo de Materiales con el apoyo del Gobierno Departamental y de los municipios”, dijo Graciela Ustariz.
La funcionaria del Gobierno Nacional destacó la oportuna gestión del Gobierno Departamental logrando una partida de la UNGRD que destinó $830 millones a la Gobernación del Huila para la rehabilitación del acueducto de Campoalegre.
Finalmente, la subdirectora de la UNGRD señaló que el 12 de abril está el compromiso de tener los planes de acción específicos para la fase de recuperación en el cual deben estar identificados y priorizados los distintos proyectos con un estimativo de costos que revele cuánto vale la recuperación en cada uno de los sectores.