Mientras sigue aumentando el número de damnificados, se han presentado daños en materia de vías, viviendas, acueductos, cultivos e instituciones educativas

Redacción
Con el fin coordinar las acciones de respuesta frente a las fuertes lluvias que se han presentado en la región en materia de damnificados, vías, viviendas, acueducto, cultivos e instituciones educativas, la Gobernación del Huila a través del Consejo Departamental para la Gestión del Riesgo de Desastres declaró hoy la alerta naranja en todo el territorio.
Las afectaciones originadas por estas lluvias atípicas que vive el país han dejado hasta la fecha a 30 municipios con reporte de emergencias; alrededor de 5.000 personas con afectaciones; 16 viviendas destruidas, 239 viviendas averiadas y dos en alto riesgo.
En este informe también se determinó que actualmente existen 28 acueductos reportados con daños y 138 vías afectas del orden nacional, departamental y municipal, 4 puentes vehiculares y dos peatonales; un centro comunitario, tres instituciones educativas y más de 20 cultivos con afectaciones.

Evaluación
En este Consejo Departamental para la Gestión del Riesgo de Desastres se evaluó con todos los organismos que pertenecen a este sistema, la manera de apoyar a los municipios para que puedan superar estas las afectaciones que se han generado por causa de las lluvias.
Los municipios deben reportar al Gobierno Departamental a través de las actas de las Unidades Municipales de Gestión del Riesgo, la identificación de los daños y los censos de las personas afectadas, para que de esta manera actuar con las distintas secretarías, e institutos descentralizados las acciones concretas.



Vías

Se han reportado afectaciones en 134 vías, incluyendo la ruta 45 a cargo de la concesión Aliadas, que tiene en estos momentos paso por un solo carril.
Además, se adelantan labores con cada uno de los municipios a través de maquinaria para atender la red secundaria y terciaria del departamento.

Acueducto
En el tema de agua potable, saneamiento básico se han presentado dificultades en los municipios de Elías, Timaná, Suaza y Nátaga que se han venido atendiendo para garantizar el abastecimiento de agua potable en las cabeceras municipales.
El llamado es para que los alcaldes y las empresas prestadoras de servicio públicos implementen un plan de contingencia para tomar las acciones pertinente y poder mitigar de esta manera el riesgo ante cualquier evento natural que pueda suceder.


Fecha: