kits alimentarios han sido entregados a personas fallecidas, cédulas inexistentes y personas con anotaciones de detención en lugar de reclusión, asegura el organismo de Control.


Redacción

La Contraloría Municipal de Neiva, en el ejercicio de su función constitucional de control fiscal, identificó irregularidades en la entrega de los kits alimentarios.
Así lo manifestó Elin Marcela Narváez Firigua, Contralora Municipal, quien aseguró que así se identificó dado que de acuerdo a la suministrada por el Archivo Nacional de Identificación de la Registraduría Nacional del Estado Civil, «se pudo establecer plenamente que se entregaron incumpliendo con los fines esenciales que el Estado pretendía con el contrato de 680 de 2020 suscrito con el Contratista Distribuciones Vargas Ramírez».
Según la entidad, el Objeto del Contrato era “Efectuar la compra de 5.000 componentes nutricionales (MERCADO) que cumpla con las necesidades básicas nutricionales para la atención integral a la población Vulnerable de los estratos uno (1) y dos (2) del SISBEN del Municipio de Neiva, que se encuentran en estado de vulnerabilidad manifiesta”, por un valor del Contrato: Novecientos Noventa y Siete Millones Trescientos Ochenta y Cinco Mil Cincuenta Pesos ($997.385.050) M/Cte.
Agrega la Contralora Municipa que en Informe Técnico emitido por el equipo auditor logró establecer inconsistencias en la información contenida en las planillas entregadas por la Administración Municipal, pues al realizar el cruce de información de la base de datos con la del Archivo Nacional de Identificación de la Registraduría Nacional del Estado Civil se pudo constatar que varios de estos kits fueron entregados a personas que están fallecidas o cédulas inexistentes.
«El Ente Territorial infiere razonablemente que la falta de mecanismos de seguimiento y monitoreo en la entrega de los kits alimentarios a los beneficiarios, siendo esta una actividad de la etapa postcontractual del contrato de 680 de 2020 a cargo del Jefe de la Oficina de Gestión del Riesgo, permitieron el uso ineficiente de recursos y la presunta afectación al patrimonio público, hallazgo con connotación administrativa y presunta incidencia fiscal que ya fue trasladado a la Dirección Técnica de Responsabilidad Fiscal para la apertura del proceso correspondiente», Elin Marcela Narváez Firigua, Contralora Municipal.
«Finalmente, con el fin de salvaguardar los recursos públicos del Municipio de Neiva, en cumplimiento de nuestra misión constitucional y legal se priorizó esta línea de investigación en la Auditoría Gubernamental Modalidad Regular que se ejecutará a la administración municipal para la vigencia 2021», dijo la funcionaria.


Fecha: