La familia Abad fue hace unas noches la gran anfitriona a la premier en Bogotá de Carta a una sombra, el largometraje documental inspirado en El olvido que seremos, el libro de Héctor Abad Faciolince que narra la vida y muerte de su padre, el médico Héctor Abad Gómez, asesinado en Medellín en el año 1987.
La película, dirigida por Daniela Abad, hija del escritor, y por Miguel Salazar, ya se encuentra en las carteleras de cine de Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Cartagena y son muchas las reacciones que generó durante el estreno oficial en Bogotá y al que asistieron amigos, familiares, políticos, ejecutivos y periodistas.
Pero antes de hablar de las reacciones de los invitados, hay que mencionar los de la familia: “Recordar la muerte de Héctor es muy duro, porque nunca pensé que en Antioquia, que se dice que es un departamento tan cristiano tan cerca de Dios hubieran matado a una persona buena. Pero me parece que hoy Colombia es un país distinto, que ha mejorado y que valió la pena tanta cosa terrible que ha pasado” expresó conmovida la viuda del Dr. Abad, Cecilia Faciolince de Abad.
Pero a pesar de recordar un episodio sumamente triste de sus vidas también reconocían el trabajo de la hija y de la nieta, Daniela Abad, como codirectora. “Soy la más emocionada y la más feliz con ella, nos queremos muchísimos y somos muy amigas”, aseguró la orgullosa abuela, mientras el padre aseguro ser un eslabón más en una cadena de esta historia: “Un eslabón entre un abuelo y una nieta, el abuelo alcanzó a conocer a la nieta y fue una gran felicidad para él, decía que su novena nieta era su novena sinfonía, mi hija en cambio no lo recuerda pero lo quiso recordar a través de una herramienta tan bonita como es el cine”.
Héctor Abad Faciolince también aseguró que Carta a una sombra no es un complemento de El olvido que seremos “es más que el libro porque el libro está hecho con memoria y el documental, como su palabra lo dice, está hecho con documentos y Miguel y Daniela lograron con mucha paciencia recoger muchos e importantes, que le dan una realidad increíble a lo que pasó. Todo se siente más real, más fáctico que en las palabras”.
Los realizadores por su parte agradecieron la acogida del documental por parte del público asistente “Me lo han expresaron con palabras, pero en la sala también vi mucho llanto y risas, definitivamente la respuesta a la película es más física que oral”, afirmó Daniela, mientras Miguel respaldaba su apreciación: La gente, sale muy tocada, con el corazón en la mano y muchas lágrimas, pero sobre todo mucho agradecimiento porque la gente siente que le están contando una historia de Colombia que ha quedado en el olvido pero que tiene que ser recordada”.

Carlos Muñoz – Actor
Es un documento desgarrador, con una narración que toca las fibras más íntimas. Presenta los hechos de violencia de aquellos años, que tristemente no hemos podido superar, porque la violencia sigue siendo la misma, aunque no ya con la modalidad de esos crímenes políticos. Al final deja un mensaje esperanzador del Dr. Abad: ‘Los seres humanos deberíamos morir de viejos’… esa es la verdad”.

Mauricio Rodríguez – Periodista
“Es un documental extraordinario que ojalá vean todos los colombianos, porque estoy seguro que después de verlo todos decidiremos de una vez por todas acabar esta guerra absurda, este desangre inútil y muy doloroso”.

Manuel José Alvarez – Director Teatro Colón
“Me conmovió, me hizo llorar y aunque está muy bien hecho no puedo decir que me gustó, porque no me puede gustar lo que hicieron con Héctor Abad Gómez, esto no debe suceder, no debe presentarse nunca más en Colombia”.

Mauricio Cárdenas – Ministro de Hacienda
“Este documental sobre la vida de Héctor Abad Gómez nos llena de fe para que Colombia primero supere todos los problemas de violencia que todavía nos afectan y para que sigamos los ideales de una persona buena, noble, sana, comprometida con lo social como lo fue el Dr. Abad. Son muchas las lecciones que tenemos que conocer de nuestro pasado para poder construir un mejor futuro”.

Amparo Pérez – Periodista
“Sorprendente por la forma de narrar. Es bueno que haya más documentales como éste, tanto en cine como en televisión, sobre la gente buena que le ha aportado a nuestro país y no sólo sobre los hampones. Está contado desde la ternura, desde la poesía y resalta lo que es la familia, lo que pasa con ellos cuando matan a una persona que expresa sus pensamientos y las diferencias sociales”.

Martha Lucía Ramírez – Política
“Lo hace a uno reflexionar sobre cuántas vidas se han perdido inútilmente en Colombia por una incapacidad de tener una institucionalidad que nos permita ejercer el derecho a pensar libremente, a trabajar por los nuestros, por el país, sin que la diferencia de pensamiento implique una sentencia de muerte”.

Paula Gaviria – Directora Unidad de Víctimas
“Es una película en la que se nota el amor, es un testimonio de vida de una persona que como muchos colombianos lo único que han querido es hacer el bien y sacar adelante este país y por eso han sido asesinados. Es la ratificación de que Colombia tiene que seguir trabajando por buscar la paz”.
En la foto
Miguel Salazar, Daniela Abad y Héctor Abad.jpg


Fecha: