El General Naranjo explicó las oportunidades que se derivan del Acuerdo entre el Gobierno y las Farc y sobre la Justicia Especial para la Paz le pidió a los colombianos no juzgarla a partir de supuestos.

El Vicepresidente de la República, General (r) Óscar Naranjo, en su participación en el Foro Justicia para la Paz: un reto manifestó “tengo confianza en que el deber ser se impondrá y que en la medida en que demos oportunidad a lo que está plasmado en los acuerdos se irán desvaneciendo dudas, prejuicios y descontentos sobre el futuro que nos espera. La Justicia para la Paz en Colombia merece una oportunidad”.
Así mismo, Naranjo agregó la justicia transicional en el caso colombiano corrige errores del pasado y no permitirá asimetrías “tenemos que darle una oportunidad a Colombia para que implemente la paz, para que la Jurisdicción Especial para la Paz empiece a funcionar, con la seguridad de que el diseño de esa justica tradicional, valorado por expertos, es el más completo”.
Durante el Foro organizado por la Universidad del Rosario, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo PNUD, el periódico El Tiempo y la Fundación Hanns Seidel, el Vicepresidente dijo que en el Acuerdo trae oportunidades de transformación para el país y reiteró “Cuando uno lee el acuerdo no hay una sola palabra, no hay un solo postulado que signifique el debilitamiento institucional (…) La Fuerza Pública colombiana sale intacta en relación con su tamaño, con sus competencias y, por lo tanto, no hay lugar a afirmar que hay debilitamiento institucional”.
Al término de su intervención el Vicepresidente manifestó que espera que en este espacio académico se detengan en el análisis, los detalles y que se abra un marco de oportunidad para probar que la paz en el país merece una oportunidad.