EPN inicia operativos contra captadores ilegales de agua

En cumplimiento de las normas establecidas y para evitar un eventual racionamiento de agua, debido al Fenómeno de El Niño, las Empresas Públicas de Neiva -EPN, iniciaron los operativos para identificar y sancionar a los captadores ilegales de agua.
Se trata de la estrategia “Cero fraudes” implementada por la gerente Cielo Ortiz Serrato, cuyo principal objetivo es acabar con las captaciones ilícitas de agua, uno de los principales problemas que hoy afectan las finanzas de la entidad, impidiendo el adelanto de nuevas obras.
El operativo se desarrolló en el sur de la ciudad, donde fueron inspeccionadas varias obras (empresas constructoras de casas y apartamentos), encontrando un presunto caso de captación ilegal de agua, donde se procedió al recaudo de pruebas, la clausura de las acometidas y la elaboración de la respectiva acta de inspección.
El caso se registró en la Ciudadela IV Centenario (Segunda Etapa Bosques de San Luis), donde en la actualidad se construyen más de 160 viviendas. Allí se evidenció que están captando el agua del tubo matriz, sin instalar los medidores provisionales para las obras en construcción, como lo estipula la norma.
El ingeniero Eder Hernández Ipuz, supervisor de las Empresas Públicas de Neiva, indicó que estas malas prácticas, como las detectadas en la obra localizada en la calle 27A con carrera 37 Sur, tienen que ser suspendidas por ser violatorias de la ley y por el gran detrimento que generan a las finanzas de EPN.
“Construyen las acometidas y no colocan el medidor. La visita que hicimos es para alertarlos y obligarlos a que adquieran compromisos y normalicen el uso del agua. ¿Cómo vamos a cobrar el agua sino se está midiendo? La idea es instalar un medidor para poder cobrar”, resaltó Hernández Ipuz.
El Ingeniero de EPN manifestó que estos hechos son recurrentes y se vienen presentando desde años atrás, generando un millonario detrimento. “Vemos que es el constructor quien entrega el medidor al usuario y eso no debe ser así, el medidor se entrega instalado, no para que lo cojan y lo guarden”, resaltó el funcionario.
En desarrollo del presente caso, las Empresas Públicas de Neiva otorgó un plazo (establecido en la norma) para que el constructor instale inicialmente el medidor provisional y posteriormente los medidores en cada una de las casas.
La constructora que hoy fue inspeccionada estaría cumplimiento el Artículo 256 del Código Penal (Defraudación de fluidos), el Decreto 229 de 2002, el Decreto 300 del año 2000 y el Contrato de Condiciones Uniformes de las Empresas Públicas de Neiva, EPN.
La empresa Consorcio Vivienda Bosques de San Luis, encargada de la obra que ahora fue inspeccionada, culpa a la delincuencia del robo de los medidores. Las directivas se comprometieron a instalar los mismos y a realizar todos los ajustes para evitar el desperdicio de agua y pagar a EPN el consumo.

Robar agua es un delito
Así lo establece el Código Penal en el Artículo 256 sobre Defraudación de Fluidos, que además contempla cárcel y multas que van de uno a 100 salarios mínimos legales vigentes.
La norma fue creada para contrarrestar las pérdidas por conexiones fraudulentas. En la actualidad se estima que en Colombia existen nueve millones de hogares con conexiones de servicios públicos, de ellos 1,8 millones de hogares tienen conexiones que no son legales.


Fecha: