Tal fue la invitación de Sandra Calderón, representante de la Asociación de Artesanas (Asopar) del municipio de La Paz, donde el Presidente puso en marcha el Plan de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET).

La Paz, Cesar (SIG).
Sandra Calderón una artesana del municipio de La Paz, curtida por la crudeza del conflicto entregó al Presidente un árbol como símbolo de reconciliación y afirmó que si las Farc dejaron las armas, era el momento para que las comunidades soltarán el odio y los rencores.
Esta mujer, gestora social y cultural, en nombre de todos los artesanos y los líderes sociales de La Paz, agradeció al Gobierno la puesta en marcha del PDET, que significa inclusión y participación de las comunidades.
Con la entereza y el coraje que caracteriza a las mujeres rurales colombianas, Sandra entregó al Mandatario un símbolo de reconciliación.
“Hago entrega Presidente del árbol de la paz, el cual tiene una importante connotación: es difícil que de un árbol poco florezca, es difícil donde las Farc tocó, dejó sembrado odios, dolor, angustia, sufrimiento, pero si en este momento las Farc sueltan las armas, nosotros como comunidad soltemos los odios, la rabia, los rencores, y aprendemos a vivir con tolerancia, aceptando a nuestro vecino”, expresó la artesana.
Esta cesarense cuyo esposo fue desaparecido hace 15 años, señaló que liberarse del resentimiento y construir una nueva vida es un aporte a la paz.
Con el lema ‘Exportando nuestra cultura’, el colectivo de mujeres de La Paz, liderado por Sandra, encarna la fe y la confianza de la comunidad en un futuro que supere para siempre los días aciagos de la guerra.

«PDET son la columna vertebral en la construcción de la paz»
Los Planes de Desarrollo con Enfoque Territorial (Pdet) se constituyen en la columna vertebral de la construcción de la paz en el país, porque priorizan la participación de las comunidades en la construcción e implementación de proyectos en los municipios más afectados por el conflicto, dijo el Presidente Juan Manuel Santos.
En este municipio del Cesar, el Primer Mandatario dijo que las comunidades organizadas van a tener voz y voto en la definición del tipo de desarrollo que quieren y la manera como se imaginan a su municipio en 10 o 15 años.
“Estos planes son la columna vertebral de la construcción de la paz que tenemos que hacer todos los días, en todo momento y en todo lugar. La paz se construye desde los territorios”, indicó el Jefe del Estado.
“La paz la debemos crear nosotros mismos, dejar los odios, la sed de venganza, los rencores y reconciliarnos. Reconciliarnos como sociedad, como seres humanos, como colombianos”, agregó.

¿Qué son?
Los planes se constituyen en un mecanismo creado en el punto 1 del Acuerdo Final de Paz, para implementar de manera rápida la Reforma Rural Integral en 11.000 veredas de 170 municipios priorizados por el Posconflicto, de los cuales 29 corresponden a las subregiones de los Montes de María (Bolívar y Sucre) y Sierra Nevada – Perijá (Cesar, La Guajira y Magdalena). Pero el Presidente Santos dijo que ese programa no se limitará a esas localidades sino que cubrirá todo el país.
“Toda Colombia se va a beneficiar de esta paz. Hay planes concretos para que así sea. Lo que hemos hecho es priorizar los municipios más afectados como un ejercicio de reparación”, dijo.
“Tenemos que sanar esas heridas que la guerra nos ha abierto a tantos colombianos. Esas heridas se sanan de muchas formas y una de ellas es llevando desarrollo y progreso, abriendo oportunidades a familias y comunidades que tanto han sufrido la guerra”, agregó.
Los municipios de estas zonas priorizadas por contar con mayores índices de conflicto armado, pobreza, debilidad institucional y cultivos ilícitos son: El Carmen de Bolívar, El Guamo, María La Baja, San Jacinto, San Juan Nepomuceno y Zambrano (Bolívar); Colosó, Chalán, Los Palmitos, Morroa, Ovejas, Palmito, San Onofre y Tolú Viejo (Sucre); Valledupar, Agustín Codazzi, Becerril, La Jagua de Ibirico, Pueblo Bello, La Paz, San Diego y Manaure Balcón del Cesar (Cesar); Dibulla, Fonseca y San Juan del Cesar (Guajira); Santa Marta, Aracataca, Ciénaga y Fundación (Magdalena).
Este programa será coordinado por la Agencia de Renovación del Territorio, en cabeza de Mariana Escobar Arango, quien estará presente en el lanzamiento de este PDET. “Una forma de reconciliarnos es llevar progreso a las regiones y reconciliarlas. ¡Qué bueno estar aquí en un municipio con ese nombre tan lindo! Es lo que encarna lo que vamos a construir en toda Colombia. El que me suceda ojalá continúe con el mismo entusiasmo, pero son ustedes quienes se deben apropiar del proceso de construcción de paz y que nadie les quite ese derecho y ese privilegio”, puntualizó.


Fecha: